El clamor del músico venezolano Dudamel sobre su país: “Ya basta”

“Mi vida entera la he dedicado a la música y al arte como forma de transformar las sociedades. Levanto mi voz en contra de la violencia y la represión. Nada puede justificar el derramamiento de sangre. Ya basta de desatender el justo clamor de un pueblo sofocado por una intolerable crisis. Históricamente el pueblo venezolano ha sido un pueblo luchador, pero jamás violento”.

Esta reflexión pertenece al reconocido músico venezolano Gustavo Dudamel, quien luego de mucho tiempo del lado del gobierno encabezado por Nicolás Maduro en las esferas culturales, cambió su visión e hizo pública su postura con respecto a la actual situación de caos que se vive en el país sudamericano.

Es que los últimos acontecimientos que transformaron a Venezuela en un verdadero “infierno”, entre ellos la muerte del joven músico de 18 años de edad Armando Cañizales Carrillo luego de un disparo durante una de las tantas represiones. El joven Carrillo era un colega de Dudamel, formado en el mismo sistema nacional de orquestas juveniles en Venezuela.

Esto generó fuerte conmoción en este reconocido artista vinculado a la música clásica, quien actualmente está al frente de la Orquesta Filarmónica de Los Ángeles.

Dudamel decidió de forma inmediata vestir de luto sus redes, expresar su pésame y alzar su voz.

“Para que la democracia sea sana debe haber respeto y entendimiento verdadero. La democracia no puede estar construida a la medida de un gobierno particular porque dejaría de ser democracia. El ejercicio democrático implica escuchar la voz de la mayoría, como baluarte último de la verdad social. Ninguna ideología puede ir más allá del bien común”, expresa en otro pasaje.

“Las únicas armas que se le puede entregar a un pueblo son las herramientas para forjar su porvenir: instrumentos musicales, pinceles, libros; en fin, los más altos valores del espíritu humano: el bien, la verdad y la belleza”, continúa.

“Hago un llamado urgente al Presidente de la República y al gobierno nacional a que se rectifique y escuche la voz del pueblo venezolano. Los tiempos no pueden estar marcados por la sangre de nuestra gente. Debemos a nuestros jóvenes un mundo esperanzador, un país en el que se pueda caminar libremente en el disentimiento, en el respeto, en la tolerancia, en el diálogo y en el que los sueños tengan cabida para construir la Venezuela que todos anhelamos”, subraya.

“Es el momento de escuchar a la gente: Ya basta”, sentencia.

En abril de este año, Dudamel ya había llamado “a los líderes políticos a encontrar las vías necesarias para solucionar la crisis en Venezuela”.

Pero el recrudecimiento de la violencia desatada en los últimos días en su país lo motivó a pronunciarse definitivamente.

En las últimas horas a través de un comunicado difundido por las cancillerías de ocho países de América Latina se “condenó el uso excesivo de la fuerza por parte de las autoridades venezolanas contra la población civil”.

“Los Gobiernos de Argentina, Brasil, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Honduras, México y Paraguay, deploramos el deterioro de la situación interna y el recrudecimiento de la violencia en la República Bolivariana de Venezuela que desde el 6 de abril, ha dejado un creciente número de muertos y cientos de heridos, señalan en el comunicado.

Esta declaración llega a pocos días de una declaración anterior en la que también ocho países de la región (aunque en aquella oportunidad con la firma de algunos países como Uruguay, Perú y Chile, países que en el reciente comunicado no aparecen y en su lugar están Honduras, Guatemala y México) en el que adhieren a las expresiones del Papa Francisco sobre las “condiciones muy claras” para una salida negociada de la crisis que vive Venezuela.

“Hacemos un llamado enérgico al gobierno venezolano para que respete los derechos humanos de sus ciudadanos, como lo contempla su Constitución”, indican estos países en esta declaración difundida el 4 de mayo, al tiempo que enfatizan la necesidad de “no avalar acciones que generen más violencia”

“Ha llegado la hora de concretar un acuerdo nacional incluyente que provea una solución duradera a la crítica situación que se vive en Venezuela”, concluyen.

Mientras tanto, el clima de tensión prosigue en Venezuela, el diálogo es nulo, en un contexto donde se ha confirmado la muerte de más de 30 personas desde el inicio de las intensas protestas en el mes de abril.

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.