Recetas mexicanas para el 5 de Mayo

Cualquier semana podemos buscar excusas para darnos el gusto de preparar quesos fundidos para mojar, quesadillas, margaritas… En Estados Unidos existe hasta un día informal para este capricho, el Taco Tuesday.

El caso es que llega el 5 de mayo y tenemos una excusa más para degustar delicias gastronómicas mexicanas, porque el Cinco de Mayo se conmemora la increíble e improbable victoria del ejército mexicano contra las fuerzas francesas en la Batalla de Puebla en 1862.

Desde luego, en Estados Unidos se ha acogido con mucho gusto esta celebración. Todos los años, Los Ángeles organiza la mayor celebración del Cinco de Mayo en todo el mundo, con eventos culturales, ferias, cócteles y una gastronomía fantástica. Así que, animaos a llevar esta celebración a vuestras casas con estas cinco sencillas y sabrosas recetas mexicanas adaptadas que seguro convertirán tu casa en una auténtica fiesta para todas las edades.

¡El entrante perfecto para tu celebración del Cinco de Mayo!

½ lata (280 g) de salsa roja para enchiladas Old El Paso

3 tazas de mozzarella recién rallada, también puede ser queso Monterey Jack o Fontina

1 bolsa de totopos (estos trozos de tortilla fritos, si son gruesos, mejor)

2. Vierte una fina capa de salsa de enchilada por el fondo de una sartén grande (que puedas introducir en el horno, totalmente de metal, por ejemplo). Extiende los frijoles refritos por encima y añade una pizca de sal y pimienta. Espolvorea una pequeña cantidad de queso.

3. Encima pon una capa de totopos con otra capa de queso (como ¾ de taza). Repite este paso de forma que tengas tres capas de totopos y el resto del queso en la capa superior. Extiende unas 2 ó 3 cucharadas de salsa de enchilada por encima. Hornea entre 10-15 minutos o hasta que el queso esté bien hecho y burbujeante.

4. Al sacarlo del horno, añade tu guarnición preferida y sirve de inmediato para que todos puedan disfrutar del queso fundido y caliente.

Nota: Para convertir este aperitivo en una comida sustanciosa, añade una capa de pollo o ternera picada con sazonador para tacos.

¡Ningún chiquillo se resistirá a este delicioso plato!

1 paquete de mezcla de sazonador para tacos

1 lata(s) (450 g) de frijoles refritos (¡con un toque de jalapeños para darle pique!)

2-3 tazas de queso cheddar rallado (o una combinación de quesos mexicanos)

¡Añade otros ingredientes favoritos para darle a tu receta un toque personal!

2. Saltea la carne picada y elimina el líquido. Añade sazonador de tacos a la carne picada siguiendo las instrucciones del paquete.

3. Desenrolla la masa en una gran porción rectangular o porciones individuales, ajustándote al tamaño de la bandeja del horno y colocando debajo, si fuera necesario, papel para hornear. Presiona los bordes y dóblalos un poco para formar la corteza.

4. Hornea entre 11-13 minutos o hasta que se dore la masa.

5. Calienta los frijoles en una sartén o en el microondas. Extiende cuidadosamente los frijoles en una fina capa por encima de la masa dorada.

6. Añade la carne picada cocinada, espolvorea con el queso, luego el tomate, las aceitunas negras y cebolla verde.

7. Mete de nuevo en el horno durante 3-6 minutos más hasta que el queso se derrita. Sirve en el momento.

Un clásico mexicano, esta sustanciosa comida siempre saciante y llena de sabor.

2 latas (280 g) de tomate picado con chiles verdes, sin escurrir

2. Mezclar en un gran cuenco ¼ de taza de los tomates picados con chiles, más el pollo, el queso cremoso y las cebollas verdes. En un bol distinto, mezclar el resto de los tomates con chile y la crema agria.

3. Calentar las tortillas en el microondas durante 15 segundos o hasta que estén calientes (se calientan muy rápido). Extiende una cucharada de la mezcla con pollo en el centro de las tortillas. Enrollar y colocar, con la unión boca abajo, en una fuente de horno que habremos embadurnado antes con aceite.

4. Hornear, con cubierta, durante 30 minutos. Extraer del horno y verter la mezcla de la crema agria por encima de las enchiladas. Coronar con el queso rallado. Hornear durante 10 minutos más. Extraer del horno y dejar reposar durante 15 minutos antes de servir.

Estos deliciosos tacos son tremendamente fáciles de preparar en el horno.

1 paquete de preparado de pasta conchiglie con salsa de queso

1 bote (500 ml) de salsa picante Pace o de tu marca preferida

2. Preparar la pasta y saltear la carne, añadir el sazonador de tacos a la carne según se indique.

3. Mezclar en un cuenco la carne de taco, la pasta, el queso, la salsa de queso y el maíz.

4. Extender la mitad de la mezcla en una bandeja de horno de unos 20 centímetros, cubrir con salsa picante.

5. Añadir encima la mezcla restante y luego cubrir con queso rallado.

6. Cubrir la bandeja de horno con papel de aluminio y hornear durante 30 minutos.

¡No olvidéis el postre! (Y no os preocupéis, no es necesario meter nada en la freidora para este dulce).

1. Deja que se reblandezca el helado de vainilla a temperatura ambiente durante 30 minutos.

2. Funde la mantequilla en una sartén mediana a fuego medio. Añade los corn flakes machacados y el azúcar. Remueve para mezclar bien. Fríe la mezcla durante 5 minutos, moviendo constantemente, hasta que el cereal se dore, con cuidado de que no se queme.

3. En el fondo de una fuente para hornear, de 20×30 cm más o menos, extiende 1/3 de la mezcla de corn flakes. Aparta.

4. En un cuenco grande, añade el helado de vainilla reblandecido y la nata batida. Espolvorea con canela. Usando una espátula, remueve y mezcla bien. Extiende la mezcla de helado por encima de la mezcla de cereales de copos de maíz en la fuente.

5. Extiende el resto de la mezcla de corn flakes de manera uniforme por encima del helado. Salpica con miel la superficie. Cubre la fuente y ponla en el congelador. Congela el helado durante al menos 5 horas o toda la noche, si lo prefieres.

6. Corta en cuadrados y sirve con salpicaduras de sirope de chocolate y salsa de caramelo. Para darle un toque festivo, añade la nata batida y corona con una cereza.

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.